Exámenes en línea supervisados para América Latina: Retos y oportunidades

A casi un año de que la OMS reconociera al COVID-19 como una pandemia, impactando en la educación con los cierres de establecimientos educativos, las instituciones de educación superior en América Latina han realizado una serie de esfuerzos para garantizar la continuidad académica. La integración de nuevas tecnologías en los procesos de enseñanza-aprendizaje para innovar la práctica docente, representan una serie de retos especiales relacionados a la conectividad, accesibilidad e integridad académica

Retos y oportunidades

Directores de instituciones de educación superior de América Latina expusieron
algunos puntos en común al responder sobre los principales retos que la pandemia representó para sus instituciones. En lo referente al proceso de evaluación en la modalidad digital,  puntualizaron  lo siguiente:

Formalización del proceso: Actualmente los estudiantes están realizando su examen virtual, al mismo tiempo que revisan sus redes sociales, ven una película o escuchan música. Es importante formalizar los procesos de evaluación en la modalidad virtual.

Autenticidad: En el desarrollo de los exámenes virtuales, se hace necesario autenticar si el estudiante que está inscrito en el programa académico es la misma persona que está realizando el examen. 

Accesibilidad: Los estudiantes no siempre tienen acceso a una computadora, con conexión a internet y un buen ancho de banda. En muchos de los países de Latinoamérica el servicio de internet es irregular. Es importante contar con alternativas con dispositivos móviles.

Integridad académica: En la modalidad virtual, se hace más evidente la necesidad de generar una cultura de integridad académica. Las conductas éticas se construyen, y es responsabilidad tanto del docente como del estudiante forjar vínculos de confianza y honestidad que permitan que el proceso educativo se lleve a cabo de manera íntegra.  LEER MAS: ¿Cómo conservar la integridad académica de los programas virtuales?

La integración de herramientas de supervisión de exámenes en línea (proctoring) ha sido una solución estratégica para desarrollar entornos formales de evaluación, protegiendo el contenidos de sus exámenes, creando un ambiente seguro y controlado para la realización de exámenes en modalidad virtual. 

Proctorizer, es una herramienta de supervisión remota de exámenes en línea diseñada para adaptarse a la realidad del estudiante latinoamericano.  

En América Latina los servicios de internet suelen ser poco estables, Proctorizer se adapta perfectamente a diferentes anchos de banda y funciona con conexiones deficientes de internet. Es simple, fácil de usar.

Seguro y privado: el estudiante no debe preocuparse por temas de seguridad. Los datos registrados para la autenticación de los estudiantes estarán
únicamente disponibles para el docente del curso y personal autorizado de la
institución educativa, los cuales permanecerán además encriptados y
almacenados en servidores seguros. Proctorizer cumple con las normas internacionales de protección de datos. LEER MÁS: ¿Cómo se asegura la privacidad?

La tecnología de reconocimiento facial biométrico a través de la webcam, permite una autenticación fácil y efectiva. Proctorizer permite realizar este proceso también en dispositivos móviles, brindando una alternativa para todas aquellas personas que no tiene disponible una computadora.

Proctorizer ofrece acompañamiento personalizado y soporte técnico para estudiantes, a través de su chat en vivo. Adicionalmente se cuenta con material de soporte especializado. 

El fortalecimiento del uso de este tipo de tecnología en los programas académicos en modalidad virtual podrán ser aprovechados incluso cuando las actividades presenciales regresen a la normalidad.
Recordemos que uno de los grandes propósitos de los programas virtuales es dar educación de calidad a un menor costo, sin importar las fronteras. Alcanzar este objetivo está a nuestras manos y todos estamos en el momento justo para dar nuestro mejor esfuerzo.